Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de mayo, 2012

«A TRAVÉS DEL PASADO» II

Llegó a la esquina. Vio que el autobús estaba aún en la parada y subía el último pasajero. Salió corriendo y cruzó la calle por el paso de cebra a grandes zancadas. El conductor del autobús cerró las puertas casi en sus narices, pero ella golpeó con los nudillos en el cristal y consiguió que el hombre la mirara. Ella sonrió y ladeó la cabeza insinuando una súplica. El conductor se ablandó y abrió, arrancando nuevamente justo cuando Manuela había puesto el pie en el primer escalón. Mostró la tarjeta del abono transporte que el hombre ni se dignó en mirar al tiempo que musitaba un sincero agradecimiento porque le hubiera abierto la puerta. Supo que lo tenía ganado cuando la miró; los que no se paran aunque tengas las narices pegadas al cristal hacen como que no te ven y siguen su camino.       Manuela se guardó la tarjeta del abono transportes en el bolsillo trasero del vaquero y avanzó hasta los asientos posteriores del autobús, que iba medio vacío, sentándose al lado de la ventanilla…